08 diciembre 2005

Por liberador llegué tarde

Salimos para dirigirnos, como todos los días, al trabajo, Demian en el bolsillo del saco listo para el momento en que quedaría solo en algún lugar de la ciudad (no sabía donde todavía), me quedé en la av. Arce, antes de entrar al túnel de la UMSA, empecé a bajar buscando dónde dejarlo, al final lo deje en el edificio (luego averiguaré su nombre) que está antes del Montevideo.

Allí quedo encima la verja, caminé unos pasos más y cruce al frente (a las jardineras) para poder observar con tranquilidad, y pasaba la gente toda metida en sus cosas ni pelota le tiraban al Demian ché. Después de mucho rato vi que una persona se paró y leyó, seguramente el mensaje que le puse (estoy libre, llévame contigo) pero niguas, y unos cuatro más lo mismo, bichada y chaú...

Luego vino un hombre que hizo lo mismo, al final esto fue chistoso, parada, leída del mensaje y chaú (es curioso pero ninguno lo alzó, todo de lejitos) pero éste último se detuvo en la esquina (como sospechando algo) y miraba a todos lados y, luego, hacia dónde estaba Demian, pero no se animaba a volver (mientras, afortunadamente, me encontré con un amigo y me puse a charlar con él (vigilando siempre al Demian) en fin que estuve como 15 minutos esperando hasta que paso un ñato que cargaba una alfombra, lo vió, lo levantó (de pasada nomás) y se entró al edificio por el garaje...

Hasta ahí ví a Demian, pero lo interesante fue el otro cuate que seguía en la esquina bichando también el libro, seguro pensó "¡Que pelotudo soy porque no lo levanté!"

Y bueno lo del título es porque de tanto esperar que recojan a Demian llegué atrasado al trabajo, pero valió la pena.

Posted by Carloncho el Quintacho to Del Quintacho su Rincón at 12/08/2005 06:42:00 PM

3 comentarios:

Ceckis dijo...

Lastima no haber pasado justo ese día para tomar a Demian :(

Carloncho el Quintacho dijo...

Hay que estar atentos para la próxima liberación ¿no?

PERIODISMO INDEPENDIENTE dijo...

http://escritorhnv.blogspot.com/2005/12/evo-morales-y-el-equilibrio-aymara.html